Entrenando la mente.

Estándar

Hola, mi nombre es Rita, pero deberían de llamarme Señorita Listas. Tengo una pequeña obsesión con hacer listas. Es más, tengo una lista de listas, una libreta para mis listas, un app en el iphone para hacer listas y mi cabeza organizada por listas (y si digo lista otra vez va a dejar de tener sentido la palabra, lista, lista, lista). Pero es la verdad, es la forma que uso para estructurar mi vida.ca9e0dd559f36d80d29f9e321cf717ad e9753f0a33b9c1fbd26e9f8004679f5d

Una lista que me encantó hacer, fué la de 100 happy days. Si se acuerdan, les conté aquí, de qué se trataba. Me pareció un ejercicio precioso conmigo misma, y aunque tuve días malos (como todo mundo los tiene) está padre buscarle lo bueno a todo. Lo conseguí, pasé 100 días felices, y tengo que decir que en la mayoría no me costó mucho trabajo encontrar eso feliz.100HappyDays-1

Yes I can.

La clave está en entrenar la mente para que le saque jugo a todas las situaciones y las convierta en algo positivo.

787c097bba2747083e2f28d473349067

Como cosa peculiar, de los 100 días, 27 fueron dedicados a mi hija, 18 al Redpelitos, 17 a cosas de comer o beber, 12 reuniones con amigos, 5 fotos de flores y como buena “beauty junkie” 11 días de productos de belleza. Esto les da una idea bastante clara de como soy. Lo que definen mis días. Así se veía la cosa:

collage photo 1 (13) collage photo 2 (12)

El punto es que ya que amo las listas, voy a aprovechar mi nueva cuenta de instagram (sígueme en @ritaypunto) para hacer una lista de 30 días de belleza. Estoy lista.

 

 

Crazy In Love with Christian Grey

Estándar

¡¡Aaahhhh!!!! Me desperté con un susto. Literal un susto, mi Redpelitos a las siete de la mañana diciendo: ¡¡¡OOOOOhhhhh!!!!. Salté rápido de mi sueño para preguntarle qué pasaba y me enseñó que estaba viendo en su ipad algo que llevaba más de un año esperando.

El tan deseado trailer de Fifty Shades of Grey. ¡¡Pooooor Fin!!!!. Digo, no es ninguna novedad que soy fan de los libros (aqui, aqui y aqui) y que moría por saber cómo iba a ser la película.
Tengo que reconocer que el cast no me parecía el mejor, pero en el trailer se ve bien. Grey me gusta, ella no tanto.
Mejor véanlo y después les digo qué más opino, aquí se los dejo:

¿¿Qué tal ehh??. Pinta muy bien. Me encantó el avance. Se vé que va a ser una versión light del libro, pero le voy a dar el beneficio de la duda. Lo que más me gustó fué la versión de “Crazy in love” de Beyonce, suena súper hot, perfecta adaptación para la película. Ahora tenemos que esperar hasta Febrero del 2015, casi nada.
El punto es que después de ver esto voy a tener que volver a leer los libros, como que ya no me acuerdo tan bien. ¡Qué pésimo pretexto!, ¿a quién quiero engañar?.
Christian… I miss u!!!

Que no le digan, que no le cuenten.

Estándar

Llevo años sufriendo con los métodos para desmaquillar los ojos. Como me encanta pintarme y untarme hasta el perico, siempre sufro mucho para quitarme toda la plasta de rímel, sombras y delineador. Tanta cosa que me pongo, necesita que frote, o pase varias veces la toallita, o algodón o lo que sea que esté usando para despintarme. Y obvio se me irritan cañón los ojos. Fé de este caso, pueden darlo La Hitsinapodo y La Arqui. En diciembre, cuando viajé con ellas, por alguna razón que desconozco, se me olvidó mi desmaquillante de Neutrogena que tanto amo en la casa.

Desmaquillante de ojos Y porqué no, me pareció una buena ocasión para recurrir a las toallitas que muy gentilmente me prestó La Hitsinapodo. Errooooooor. Grave. Me puse como mapache, empecé a llorar y por un momento me sentí así:

giphy

Mis amigas se reían, mucho. Y la verdad es que no lo estaba pasando nada bien. Después de llorar como magdalena un rato, me fuí a dormir con cara de búho (por supuesto, esas dos se seguían riendo). Fué en ese viaje cuando compré los pads de “Yes to Cucumbers”, porque las toallitas son muy buenas, y pensé por unos meses que me gustaban, hasta que volvieron a irritarme los ojos, otra vez. photo 222 (12)

De nuevo, regresé a mi “eye makeup remover” de Neutrogena. Ni hablar, es lo único que sirve, me dije yo. Ya estaba resignada (y un poco aburrida), cuando de repente….hace dos meses, llegó a mis manos, el producto maravilla.photo 1111 (13)

Podría hacerle de merolico, y pasarme toda la tarde hablando de las bondades de este producto, pero lo voy a resumir en una palabra: perfección. Sensibio de Bioderma es de estas cosas que hacen que te preguntes, ¿cómo demonios le hacía cuando no lo tenía?. Se ha convertido en un básico en mi rutina de belleza y de verdad no le encuentro defecto. Es un “agua micelar”. Si eres como yo, y no tienes ni la más remota idea de que es eso, no te preocupes, ya lo averigüe y aquí te pongo un link donde te lo explican. En general es un limpiador y tónico a la vez, que no irrita ni deshidrata. Osea, lo que yo les decía, lo máximo. Lo mejor es que lo venden en todas las farmacias, es muy fácil de conseguir.

El punto es que es casi tan importante saber quitar como saber poner. Aplica para todo. Piénsenlo.

 

 

Ooh la la

Estándar

No me gusta el francés. Es un idioma raro (gagro, como dirían ellos). Suena como a gargajo. Y aunque sea sinónimo de algo refinado y chic, me da igual, a mí me molesta. Reconozco mi ignorancia, y tengo un vocabulario muy corto para hacer juicios tan severos al respecto, básicamente sólo sé decir “oui”, “eau de toilette”, “haute couture”, “foie grass” y “champagne” (no es como que necesite algo más tampoco). Pero el idioma es lo único malo que me viene a la mente en contra de Francia. Por lo demás, soy fan. Paris, la torre Eiffel, los croissants, la moda, el glamour, los perfumes, mis adorados “macarons” y por su puesto los cosméticos y productos de belleza.

Y como es un viaje bastante largo sólo para ir a comprar maquillaje, les tengo buenas noticias, estoy feliz, ya hay Bourjois en México. ¡¡¡Yeeiiii!!!. (Al parecer llevan más de un año aquí, pero yo no los había visto, si tu ya lo sabías me hubieras avisado!!). Tienen cosas padrísimas y a unos precios súper accesibles. En algunas tiendas Liverpool las puedes encontrar. Para mis lectores de España y resto del mundo, ya saben la maravilla que es Bourjois, así que entenderán mi emoción.

Bueno, el punto es que cuando me enteré, corrí volando a comprar los famosísimos Rouge Edition Velvet, que han ganado tantos premios y son los favoritos de todas las beauty bloggers, para ver porqué la banda hablaba tanto de ellos. Y ya ví. Son muy cremosos, se secan mate, tienen unos colores súper intensos y lo mejor es que duran hoooras. Te dejan un acabado como de terciopelo divino. Les advierto que les va a pasar como a mi, y van a querer todos los colores. Yo por lo pronto tengo estos tres:photo 2 (12)

photo 1 (13)

 

Están preciosos ¿no?. Estos tonos son: Olé flamingo, Peach club y Hot pepper, en ese orden.

Como están tan de moda los lipsticks en colores tan brillantes, empecé por ponerme el rosa mexicano (Olé flamingo) y quiero decirles que llama la atención cañón. No es nada discreto, es impactante. Es más hasta mi tío Mr. Tics me dijo: ¿Qué onda con tus labios tan rosas?. ¡Ja!. Eso es justo lo que yo quería, que se notaran.

En fin, por favor pruébenlos porque les van a encantar como a mi.

J’ai décidé d’être heureux, c’est meilleur pour la santé y punto.

¡Ah! Por cierto, Rita y Punto ya tiene Instagram. Sígueme en @ritaypunto.

 

 

 

 

 

Baño canino.

Estándar

Tengo un conflicto horrible con la falta de limpieza. Desde chiquitita me enseñaron que era un hábito importantísimo y que había que procurarlo diario. Mi papá se encargó de enseñarme a disfrutar el agua. “Es un placer bañarse” dice siempre. Y sí, amo la regadera y también la tina. Es más, me paso bastante de lista, porque tardo horas debajo del chorro, soy poco consciente del ahorro del agua.
El punto es que, desde hace unos años, cuando empecé a pintarme el pelo mi querdísimo PeluIronMan me ha dicho que no debo de lavármelo todos los días, porque se maltrata mucho. Pero no saben el trabajo que me cuesta. Si no me mojo la cabeza siento que no me bañé. Aunque, algo tengo que hacer, porque cada día que pasa, siento las consecuencias negativas de tanto shampoo directamente en el estado de mi “linda cabellera”, de hecho, actualmente estamos en modo: estropajo/esponjoso. Ya sé, nada padre.
En mi búsqueda por una solución, leyendo blogs (que ya saben que los beauty blogs son mis favoritos) me encontraba todo el tiempo con el dichoso “dry shampoo”. Como a la perra de mis papás, la adorable Cher, la bañan con uno, no me latía nada, como que no me quiero sentir perro. Pero pensé en darle una oportunidad. Bueno, como 6 oportunidades, más bien.
En fin, aquí les dejo mi reseña de todos los que encontré en mi camino. Prácticamente son todos iguales, el principio es el mismo, es un talco (que ya se usaba para el pelo desde los sesentas) en forma de spray. Pero cada uno tiene sus características.
Al principio, me chocaba que me quedaba toda blanca la cabeza y luego el cepillo, y no sabía muy bien como quitarla, pero ya leí bien las instrucciones (duh!) y hay que dejarlo un minuto y masajear con las yemas de los dedos, repartirlo bien en las raíces y después ya te lo puedes cepillar y peinar como tu quieras.

20140627-192303-69783161.jpg
Not your mother’s Clean Freak. Lo venden en el súper, no es nada caro, pero no es nada bueno. Siento que no hace nada, más que dejarte talco en la cabeza. Huele super bien, eso sí, pero ¿para qué sirve qué huela bien si no funciona?.

20140627-122023-44423233.jpg

Redken powder Refresh 01. Este fué el primero que compré y no sé muy bien como calificarlo. Te diría que es equis, ni fú ni fa. La marca tiene mejores productos que este. Aunque sí cumple con lo que promete, no es la gran cosa.

20140627-192417-69857430.jpg

Batiste. Este es el más popular, lo venden en el súper y en los salones, yo probé dos olores el tropical y el blush, y me encanta el primero porque huele a coco. Para mí, es el más barato y el mejor. Siento que limpia y acondiciona y como que dura más tiempo su efecto. Sólo lo haría transparente para que fuera perfecto.

20140627-194023-70823958.jpg

Hair refresher Davines, este me lo regalaron los de http://www.tiendacapilar.com, y me parece un gran producto, el olor y la textura son muy buenos, si estas dispuesta a gastar un poquito más, este es el tuyo.

20140627-192522-69922127.jpg

Alterna Bamboo style Cleanse Extend. Había leído grandes reseñas de este shampoo en seco y la verdad, como que me desilusionó un poco, no es taaan maravilloso como lo pintan. Según la vendedora de Sephora es un “best seller” y que no ha escuchado a nadie que le diga que no le gusta. Voy a volver a la tienda y voy a ser la primera entonces. Lo mejor que tiene es que es transparente y aunque no te lo esparzas bien no se nota. También huele súper rico, pero para mí, es demasiado caro para lo que ofrece.

El punto es que yo no juzgo, y respeto, pero porfa, aunque salgan estas cosas a la venta y se vuelvan productos estrella, no se dejen llevar… si hay que bañarse, please.

Los grizzlies con la verde….

Estándar

Ya empezó el mundial y con el se acabó la paz de mi muro en facebook. Es bien sabido por todos, que el fútbol levanta pasiones, mueve masas, enciende a sus seguidores y provoca trifulcas, incluso entre hermanos. No por nada se ha ganado el título del “deporte más hermoso del mundo” (según Luis Omar Tapia).
Pero en los últimos días, he leído constantemente la polémica sobre a qué equipo debe apoyar cada uno. Y no me queda muy claro, porqué discuten tanto. Según yo, cada quien es libre de seguir a quien le dé la gana, así sin más. No hay porqué poner una razón válida, sirve bien de argumento el color de la camiseta, o la cantidad de jugadores con pelo largo, o lo que sea. Es tan fácil como preguntarle a un niño: ¿A quien le vas?. La respuesta puede ser: a los de rojo porque es mi color favorito. No importa si los de “rojo” son Iraníes y es un país islámico, ¿Qué más da? Es un juego. Eso es lo que no se nos puede olvidar, no es una cosa de vida o muerte, es un juego, nada más.
Ahora, dicho lo anterior, hay otros factores que pueden determinar tus preferencias por algún equipo en particular.
Por azares del destino, tuve la oportunidad de vivir un año en la aburrida y mítica ciudad de Memphis, Tennessee, en Estados Unidos. Es famosa por poquitas cosas, entre ellas, por ser el hogar de Elvis Presley, la cuna del Blues y el lugar donde se inventaron las costillas BBQ. Y durante el año que estuve ahí, recibí cariño de gente local, conocí una cultura muy diferente a la mía, además de que la ciudad me acogió a mí y a mi familia. Durante ese tiempo viví experiencias importantes, que no voy a olvidar jamás. Sólo por eso, le voy a los Grizzlies, no es un súper equipo, pero no me importa. Es más, ese año llegaron a Play offs y sólo los he visto jugar en vivo una sola vez, pero aún así, es mi equipo favorito de basketball de la NBA. Me parecen motivos más que suficientes para considerarme su seguidora.

20140616-150354-54234032.jpg

Situaciones de vida, pueden hacerte dudar sobre cuál es tu camiseta, en cualquier deporte, en el caso del fútbol, yo lo tengo bastante claro.
Yo nací en México, he vivido prácticamente toda mi vida en este país y con orgullo les digo que le voy a la VERDE. Ya sé que mis raíces son Españolas, que mis abuelos e incluso mi mamá son de allá. También sé, que hace cuatro años me dió una emoción enorme cuando ganó la roja el mundial, que mi abuelo me dijo que pensaba que se iba a morir sin poder ver ese momento, que me vestí de rojo y canté el gol de Iniesta como si lo hubiera metido mi hermano, ya sé. Eso no quita, que si se da el desafortunado caso de que se enfrenten la selección española contra la mexicana, mi corazón esté con México. Por que esta es la tierra que me da de comer, que me ha visto graduarme, casarme y tener a mi hija, que es la gente que me sonríe todos los días, y porque de aquí soy. De hecho, en ningún lugar dice que está prohibido apoyar a dos selecciones, pero si es una contra la otra, ese es mi sentir. Aquí viene mi punto, me parece increíble que haya gente que viviendo aquí, trabajando aquí, se alegre cuando México pierde. Eso es de mal paridos y de nacos. No se puede desearle mal a la selección mexicana mientras bebes su tequila y comes sus tacos. Cuando a esta tierra le debes los zapatos que traes puestos.

20140616-150354-54234200.jpg

20140616-150354-54234246.jpg
Mi papá siempre dice que “es de bien nacidos ser agradecidos” y como a mi país yo le debo todo, siempre voy a estar agradecida con México, por ser mi casa. Ese es mi argumento para ponerme la verde.
Pero que quede claro, que me puedo poner la roja también, sólo porque quiero y porque me gusta. Igual que le voy a los 49’s porque San Francisco es de mis ciudades favoritas, o a McLaren porque Jenson Button es el piloto más guapo, o a Serena Williams porque me encantan su “outfits”, o a las rusas en la gimnasia, o a Rafa Nadal porque me cae perfecto, o a los Astros de Houston porque he ido muchas veces a la Galleria.

20140616-150354-54234285.jpg

El punto es que como diría Redpelitos “cada quien”…

¡Oops! I won’t do it again…. I promise.

Estándar

Me van a pasar a disculpar asiduos seguidores de este su blog, por no escribir en los últimos días, pero estaba organizando la fiesta de cumpleaños de mi hija. Para todas las que son mamás, no les hace falta que les explique más ¿verdad?, ya con eso. Para las que no, ¡olvídense!, hoy en día, preparar una fiesta infantil es casi como una boda, pero sin cura y sin iglesia, por todo lo demás, es prácticamente lo mismo. ¡Qué horror!. Por más que existan tiendas tipo “party land” donde se supone que encuentras todo, no es suficiente, hay que dar mil vueltas, armar mil madres y no pestañear en los ocho días anteriores al evento. Así tan simple como eso.

Pero si creen que eso es perder el tiempo, no les he contado la mayor perdida de MI tiempo de los últimos años: El concierto de Britney Spears.

Sí, ya sé, no me regañen. La culpa es mía por ir a esas cosas. Pero de verdad que no pensé que fuera a ser tan malo. Para empezar, yo creía que cualquier espectáculo que se presente por un año seguido debe tener muy buena producción y estar bien montado ¿no?, pues ¡NO!, gran error en pensar eso. No tiene nada. Es la basura más grande que existe en el mundo de los conciertos, lo juro, está malísimo.

20140609-235640-86200793.jpg
La señorita cobró la módica suma de 10 millones de dólares por la temporada. No se merece ni mil pesos por noche, lo hace mejor cualquier cantante de bar de un pueblo pequeño de un país cualquiera, por lo menos en ese caso alguien canta de verdad, porque aquí no se oye la voz en vivo de nadie. Para mí también es difícil de entender que en un concierto el artista en turno no cante, pero así es aquí, la “Bridni” no se digna a soltar ni un gorgorito.
Entonces, esto se reduce al baile ¿verdad?. Eso es lo que yo pensé: la niña no canta, pero en todos sus videos y presentaciones bailaba cañón….eeeehhh, pues nooooo. Tampoco baila, ni siquiera levanta los pies del piso, se arrastra por el escenario con una huevaaa, como si nos estuviera haciendo el favor de caminar. ¿Cómo es posible? Lo único que sabía hacer, era bailar, ahora ¿qué le queda?. Pero, ¡¡si es la “Princesa del Pop”!!, por el amor de Dios.
Para colmo, no hay pantallas que la proyecten de cerca, los que estan de la mitad del foro para atrás, no ven más que un palillo que se translada de un lado a otro muy despacio.
Querida Britney, te informo que la gente que está en este lugar, pagó mucho dinero para verte cantar y bailar en vivo. De eso se tratan los conciertos. Pero todos los que vinieron y están sentados a partir de la fila diez, ni te ven cantar ( porque no cantas ¡estúpida!), ni te ven bailar (porque no te mueves ¡imbécil!), es más, ¡ni siquiera te ven! (pedazo de idiota!!). Por favor, no cometan el mismo error que yo, no pierdan su valioso tiempo en ir a ver a esta tonta.
¡Buf! Ya me siento mejor, no saben lo bien que cae soltar todo el veneno así, por escrito. Pero es que de verdad me sentí estafada, y me pareció la peor mierda que pueda existir (perdón mi francés, juro que se lo merece).
En fin, lo único positivo de la noche, fué la compañía de La Siete, que no falla, siempre es divertida, y rematamos con una cena maravillosa de esas que no se olvidan.

Ahora sí, hablaré de algo mejor.
La película de Maléfica.

20140610-000047-47148.jpg
La ví hace unos días y me encantó. No sé si es porque yo crecí viendo el cuento de la bella durmiente, o porque las películas de Disney no suelen desilusionar a nadie, o porque sale Angelina Jolie y todo mundo sabe que soy su fan. Por lo que sea, no se la pueden perder, vale la pena.
Angelina sale impresionante. Con una cara sin defectos y un maquillaje padrísimo.
Es más, la marca MAC sacó su colección de pinturas con la imagen de Maléfica y como buena amante de los “beauty products” ya me tardé en ir a comprar el lipstick rojo tan característico del personaje de Angelina. Luego les cuento aquí qué tal está.

El punto hoy es que entre la organización de la fiesta y el concierto de la “Bridni” he perdido mucho tiempo, ya no se los hago perder más a ustedes, me despido.